ALTAS CAPACIDADES ?

ALTAS CAPACIDADES ?

Me preguntan que cómo lo supe, que cuándo lo supe.

“No hay un único patrón, las características de mi hijo por ser superdotado no tienen por qué ser las del tuyo y puede serlo igualmente”, les digo, “yo lo supe siempre, desde que tenía pocos meses pero no sabía cómo llamarlo”, continúo.

Y es que lo supe pronto porque en lo que sí convergen las personas que nacieron con una alta capacidad es en que no evolucionan según los estadios de Piaget, y no supe designar qué era aunque sabía que algo era, porque en torno al estudio de la inteligencia confluyen diferentes teorías y modelos explicativos que hacen difícil tanto el consenso de la comunidad científica como el que yo, sin pruebas, le diera un nombre.

Tradicionalmente se ligaba el concepto de sobredotación con el de cociente intelectual y este era el criterio para determinarla, pero en 1978 Joseph Renzulli formula su teoría inicial de los Tres Anillos y a partir de ahí empiezan a aflorar diferentes teorías que consideran la sobredotación sujeta a otras componentes de rendimiento, cognitivos, socioculturales y de personalidad.

 

Así, hoy en día existe una diversidad de términos que suponen conceptos y matices diferentes que sólo quedan clarificados en los protocolos de identificación-detección que se publiquen.

 

Dicho esto, según los últimos, en educación se puede hablar de alumnado:

 

  • Precoz, para referirse a aquel que presenta un desarrollo temprano en una o varias áreas pero no pueden confirmarse otras características por el momento.
  • Con talento, para designar a quien muestra una elevada aptitud en un ámbito o ámbitos específicos pero no en el resto y se distingue entre:
    • Talento simple: destaca en una determinada capacidad (percentil ≥ 95).
    • Talento múltiple: resalta en dos áreas (percentil ≥ 85).
    • Talento complejo: muestra aptitudes específicas acentuadas en tres áreas (percentil ≥ 80).
  • Con sobredotación intelectual, si presenta un percentil superior a 75 en todas las capacidades relacionadas con las aptitudes intelectuales junto con la creatividad.

 

Y a todos ellos se les considera alumnado con Necesidades Específicas de Apoyo Educativo por presentar altas capacidades.

Lo que estaba claro en Pedro es que algo había que estaba ahí y ni yo ni él podíamos obviarlo porque no es lo mismo ser como la mayoría que ser el raro y no, no es lo mismo, es una pena, es injusto, es…, se puede embellecer tanto cuánto se quiera pero la cuestión es que no es lo mismo cuando no hay comprensión porque no se es como uno, que cuando sí se es y entonces se respeta.

Se considera que aproximadamente un 2% de la población es superdotada, y entre un 15 y 18% tiene altas capacidades, lo que viene a significar que en un curso de dos clases con 25 alumnos cada una, tendría una media de un superdotado por curso y al menos 7 estudiantes considerados con altas capacidades, vamos una ínfima minoría, pero es peor porque encima esto es solo teoría en la práctica la identificación es bastante menor.

Así que allá que me encontraba yo con mi pequeño rarito buscando explicarme, buscando explicarle por qué estaba tan descolocado porque se sentía tan desorientado y excluido… hasta que desde salud llegó la explicación: “tú no tienes ningún problema sólo eres un niño de la minoría de esos con Necesidades Específicas de Apoyo Educativo”.

Y entonces empezó la odisea, el periplo de Pedro por el sistema educativo, ese que obviaba y obvia que en la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación, se dedica la sección segunda del capítulo I del título II al alumnado con altas capacidades intelectuales para incluirlo dentro del que necesita apoyo educativo y señala que la Administración Educativa debe adoptar las medidas necesarias para identificarlo y valorar de forma temprana sus necesidades, así como formular y desarrollar planes de actuación adecuados a dichas necesidades.

Y fue y es toda una odisea, el periplo de Pedro y por responsabilidad, por amor, por empatía, el mío, el que tenemos que afrontar juntos y unidos para que se recuerde no lo que decimos nosotros, sino lo que ya está escrito en la Ley Orgánica 8/2013, de 9 de diciembre, para la mejora de la calidad educativa: “corresponde a las Administraciones educativas adoptar las medidas necesarias para identificar al alumnado con altas capacidades intelectuales y valorar de forma temprana sus necesidades. Asimismo les corresponde adoptar planes de actuación, así como programas de enriquecimiento curricular adecuados a dichas necesidades, que permitan al alumnado desarrollar al máximo sus capacidades

Y es que no voy a contar ahora todo lo que hemos pasado, ni quiero profetizar todo lo que nos queda pero sí que me siento con la obligación de tender la mano a esos raritos que se encuentran solos rodeados de gente, que se encuentran perdidos y que ni siquiera saben que con la ley en la mano, aunque ellos no quieran, aunque vayan tarde, si nosotros queremos, les tenemos vencidos.

En Andalucía según la Ley 17/2007, de 10 de diciembre de Educación, se actuará para identificar lo antes posible al alumnado con altas capacidades, se incluirán acciones formativas dirigidas a mejorar la cualificación de los profesionales de la enseñanza en este ámbito y se favorecerá la formación en los centros educativos de equipos docentes implicados en la atención a este alumnado.

 

Igualmente la Orden de 25 de julio de 2008, por la que se regula la atención a la diversidad del alumnado que cursa la educación básica en los centros docentes públicos de Andalucía establece tanto programas de adaptación curricular para estos alumnos y alumnas como la forma de flexibilizar su periodo de escolarización.

 

Además, las Instrucciones de 16-1-2007, de la Dirección General de Participación y Solidaridad en la Educación, regulan el procedimiento para flexibilizar la duración del periodo de escolaridad obligatoria del alumnado con necesidades educativas asociadas a condiciones personales de sobredotación intelectual.

 

Pero aun así el concepto altas capacidades intelectuales no tiene un largo recorrido puesto que no fue hasta el 2011 cuando la consejería de Educación, Cultura y Deporte de la Junta de Andalucía puso en marcha un plan de actuación para la atención educativa al alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo por presentar altas capacidades intelectuales, un plan que se desarrolló entre 2011 y 2013 y por el que se regularizó que a la finalización de los cursos de Infantil de 5 años y de sexto de Primaria los tutores elaboraran un informe que recogiera si había sospechas de altas capacidades según las instrucciones anuales al respecto y que en (ACTUALIZADO) la actualidad son las Instrucciones de 8 de marzo de 2017, de la Dirección General de Participación y Equidad, por las que se actualiza el protocolo de detección, identificación del alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo y organización de la respuesta educativa.

Así que visto lo visto, si no os quieren escuchar, si os dan largas, si no estáis de acuerdo con el informe de 5 años o con el de sexto de Primaria, si evitan atender a esos que vosotros conocéis como si los hubierais parido, si…lo consideráis, entonces … contad conmigo, contad con mi hijo, pues sí, somos minoría pero ¿y si nos unimos?

468 ad

6 Comentarios

  1. mdk
    Jun 19, 2017

    Querido hijo, tienes casi 5 años y hoy, tu mama ha dicho basta. Eres una gran persona, bueno, sensible, cariñoso, divertido, inteligente….Pero por desgracia has nacido un mundo de envidiosos, vanidosos, orgullosos y sobervios. Una sociedad que te aplaude cuando un niño destaca en el arte o en el deporte y estigamtiza cuando tu coeficiente intelectual supera la media. Nadie quiere tener un hijo con altas capacidades, nadie quiere que su hijo sea el “raro” de la clase. Quieren que sea “normal”, que tenga una vida plena y que su inteligencia no sea motivo de burlas o desprecios. Nadie quiere que su hijo pase por eso.

    Querido hijo, yo tampoco quiero que te parezcas a ellos. Porque son precisamente ellos, con esta forma de pensar, son los que te están haciendo sentir diferente e inferior, y los que están marginando a un grupo de personas que no tiene absolutamente nada que envidiar del resto. Es al contrario hijo mio, se sienten amenazados. No es la primera vez que alguien debil utiliza la estrategia del miedo para obtener poder o subir su autoestima.

    Me he cansado de tener que esconder lo orgullosa que estoy de ti, me he cansado de el qué dirán, de percibir lástima por parte de personas cercanas, de notar sus suspiros de alivio con sus hijos “normales” cuando los comparan contigo. Me he cansado de callarme ante la presencia de ignorantes.

    !Y voy a luchar!¡ Posiblemente no cambie este mundo, ni a una sociedad repleta de defectcos, pero no me voy a callar más. Voy a gritar a los cuatro vientos lo orgullosa que estoy de ti, que no te cambiaría por nada del mundo, que eres mucho mejor que cualquiera que te haga sentir que eres diferente.

    ¡Y si! tengo un hijo con altas capacidades y siento que el tuyo no lo sea. Son vuestras palabras y vuestro idioma, supongo que así lo entenderéis.

  2. María José
    Mar 20, 2017

    Hola, Ana Esther:
    Muchas gracias en general por tu blog, y por esta entrada en particular. Tengo un niño “rarito de estos” en 3º de primaria y ya me he cansado de que desatiendan a mi hijo en el cole. Está diagnosticado e inscrito en Séneca e igualmente no hacen nada por él en el cole. Estoy en pleno proceso de presentar un escrito solicitando que se una vez por todas atiendan sus NEAE por presentar AACCII. ¿Algún consejo, por favor?

  3. Maria
    Sep 12, 2016

    En muchas capitales hay recursos, reuniones, jornadas , actividades …para niños con altas capacidades. Para los que nos pilla lejos la ciudad, en mi caso Valencia , la soledad es mayor. No conozco ningun centro o sede en la provincia de Alicante (y lo he buscado) y en Murcia me desvian hacia mi zona. Son tan pocos los casos diagnosticados en la comunidad valenciana, que aqui sí tenemos la sensacion de raros…

    • Ana Esther Galán
      Sep 14, 2016

      Gracias por comentar María. Cierto es que quien vive alejado de la ciudad se encuentra más solo, pero no lo estáis, gracias a la red de internet también podemos hacer que se reúnan y compartan nuestros pequeños, en breve publicaré sobre ello pues es un proyecto que estamos hilando algunos padres. Un saludo y lo dicho, gracias por comentar.

  4. Ester Galán
    Ago 23, 2016

    Me ha encantado tu artículo, nos sentimos identificados ya que nuestro hijo, desde bebé, era distinto. Aprendió a leer sólo a los 2 años y con 4 suma, resta, escribe..la orientadora del colegio no quiere saber nada hasta los 5 años. Hemos acudido a un centro privado por consejo de una amiga que también es orientadora. Con el diagnóstico espero que nos hagan más caso. Es un niño muy sensible y especial. No pido un adelanto de curso solo que sigan y nos aconsejen sobre su aprendizaje.
    Gracias por toda la información

    • Ana Esther Galán
      Ago 23, 2016

      Gracias a tí Esther por leerme y compartir tu experiencia, te deseo que con el informe del centro privado te hagan más caso, pero no descartes la derivación pediátrica, que valoren a tu hijo por sanidad, con eso sí que sí te tienen que escuchar. Fue como pasó con mi hijo, llegó la valoración de la USMI (Unidad de Salud Mental Infantil) de la Junta de Andalucía por derivación de su pediatra a la misma, y con el informe de que necesitaba atención ya no hubo más demora educativa. Saludos.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shares
Share This

Compartelo!

SI a ti te ha gustado puede que a tus amigos tambien, comparte!